Archivos del blog

Es doloroso observar un loco cielo atado a una cama de hospital, cuando la libre demencia vuela con alas infinitas.

4 comentarios:

  1. Esta es de esas que me hace pensar en mi viejo y me desgarra el poco valor que atesora mi esperanza... Cuando le miro y veo lo que la enfermedad hace poco a poco en él. Solo puedo pensar en el tiempo que me queda de ser su niña hasta que me convierta en un rostro más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aguardo que la esperanza esté en la puerta que aún no hemos cruzado...

      Eliminar
    2. Sabes? Cuando pasamos todas las puertas de posibilidades conocidas... Cuando ni la esperanza albergue cabida... Agarraré con fuerza el dolor que provocaran los recuerdos y mantendré virgen mi fe...

      Eliminar
  2. Las camas de hospital, gozan de mala fama,pero albergan los cuerpos ,que contienen toda esa locura ,que debe expandirse ,,,,por eso busca la libertad que te dá la demencia,,,,,asi,dejas las ataduras de este mundo material y eres libre,,,,para recorrer las inmensidades de este universo maravilloso y bello

    ResponderEliminar