Archivos del blog

“No podemos vivir eternamente rodeados de muertos y de muerte, y si todavía quedan prejuicios hay que destruirlos... No podemos encerrarnos cobardemente en un texto, un libro, una revista de los que ya nunca más saldremos, sino al contrario, salir fuera para sacudir, para atacar... ¿Si no, para qué sirve?



Antonin Artaud




 Es aun peor, nos encerramos para perpetuar la ignominia, 
para ser condecorados por las inacciones e incitaciones a la nada 
que nunca escribirán lo posible.

12 comentarios:

  1. Hay que dejar las trincheras y avanzar en pos de la gloria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nunca las trincheras han sido tan cómodas y la gloria tan inconveniente...

      Eliminar
    2. Pues nada, sigamos en las trincheras y que le den a la gloria

      Eliminar
    3. ¿Por qué no buscar el cielo a través de las alcobas? Cambiemos el mundo desde el gineceo...

      Eliminar
    4. Mejor cielo y estrellas que se ve en las alcobas, no hay, desde luego...y cuando con galanteo te invito a mi giniceo..

      Eliminar
    5. Un soldado no se puede esforzar en la conquista, el amor debe llegar a él sin ningún esfuerzo y con el descreimiento de la batalla.

      Eliminar
    6. Para el soldado esa es la.zona de confort

      Eliminar
    7. ¡Sólo arrasar y la muerte en las cortinas!

      Eliminar
    8. Tengo que salir de la trinchera para mover las piernas, más tarde te leo!!!

      Eliminar
    9. Jajajajaja, esto llegó tarde

      Eliminar