Archivos del blog

Fleischwolt

Nos suplantarán por una polla babilónica de nueva degeneración y tendremos que hacer el amor con los transistores puestos... Imagino una horda de sobrehumanidad excitada (humanos mejorados con implantes de cadera y ejercicios Kegel para no orinarse). Querremos inseminar toda esa jodida hojalata y llenarnos los ojos con lágrimas de cyborg, todo porque la máquina de follar ha quedado sin pilas y el sumidero sigue desbordándose de materia fecal. Imagínate hacerlo con un abrelatas casero y llamarle en alemán "tierna picadora de carne", mientras penetras su alma de cinco voltios con un consolador de diez euros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario