Archivos del blog

Diálogos con Aitor

-Quizá el Big Bang fue un roce, un abollón, un topetazo.

-Con la Big Girl...

-Tal vez la Nada estaba saliendo del párking con su utilitario de Antimateria, y en eso que pasó la Big Girl con insinuante minifalda. Despistóse la Nada y embistió al bolardo que a la sazón había. Oyóse un fuerte ¡Bang! y a raíz de aquel choque que desordenó el Vacío... empezó todo. Quizá fue así de prosaico.

-Prosaico pero gozoso!!!

2 comentarios:

  1. Esa teoría me gusta más que la de la casualidad.
    Con la exquisita perfección con que funciona hasta la más insignificante de las criaturas. Hay que ser muy memo para no darse cuenta que hay una cabeza pensante detrás que concerta hasta los topetazos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, tanta gente junta en un supermercado no puede ser casual...

      Eliminar