Archivos del blog

Demasiada gente para una noche sin convicción y el teatro del orbe en los labios.

2 comentarios: