Archivos del blog

¡Mi divino albacea! ¡Te quiero libre, pero después de probar todo tu libre albedrío!

4 comentarios:

  1. La única forma aceptable de promover las transacciones...

    ResponderEliminar
  2. Pero a veces un libre albedrío te hace esclavo sistemático

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que esclaviza no se puede definir en términos de libertad, a no ser que esa esclavitud sea, de alguna manera, sistemáticamente liberadora.

      Eliminar