Archivos del blog

No me he sentido como una puta en tal circunstancia, me he sentido como una novicia nerviosa que se presta sin nociones a la sugestión, buscando el reflejo y la confidencia de una mirada. Se puede ser materialista en el placer pero es estúpido serlo en el amor, ¿bajo qué amparo y circunstancia? El sexo no es nada, no satisface plenamente si no nos adentramos en sus tinieblas y ascendemos por sus rodillas hasta la condición del alma: Mezcal y gusano para un completo abandono.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario