Archivos del blog

Yo creo que lo bueno existe y que lo malo hace demasiada propaganda de su existencia. Con el tiempo la mierda sale a flote. Al contrario de lo que cabría pensar o esperar de esta consecuencia, un buen escritor tiene que oler mal y ascender a la franca flotabilidad de su entorno, nadar contra corriente, entre todo lo que acabará anegado y sepultado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario